Este martes, Cuatro comenzó a emitir ‘The Strain, a continuación tienes la reseña del primer episodio. Contiene SPOILERS. 

Noche Cero tiene una duración ininterrumpida de más de una hora y mantendrá pegado a la pantalla a todo aquel que quiera darle una oportunidad. Los primeros y últimos minutos de la serie cuentan con una narración poco esperada, dándole a la serie un toque único.

La introducción es increíblemente buena: Ambigua, breve, con imágenes poco claras y con una música poco destacable, pero que en conjunto forma una de más intrigantes que he podido ver. Le da al capítulo muchísimo juego al no saber qué clase de bicho es el causante de todo, siendo este aspecto el punto fuerte de la serie. Además, Guillermo del Toro no muestra muchos detalles pero ha desentramado la historia de forma clara y coherente. Se nota que no tiene prisa para hacernos saber qué está ocurriendo y no introduce la clase de contenido con la que tacharla de aburrida.

the-strain-occultation-maestro-stoll El reparto cuenta con actores no muy conocidos, salvo algún caso como Sean Astin (Samwise Gamgee, Dosflores) y Andrew Divoff (Nathaniel Demerest), y sus interpretaciones son inmejorables o al menos, no dan la sensación de ser personajes sobreactuados. En especial la de Corey Stoll (Dr. Ephrain Goodweather) que en cada una de las situaciones que se le presentan su forma de ser cambia drásticamente. Puede pasar de jefe de equipo con argumentos implacables para conseguir todo aquello que se proponga, a esposo totalmente enamorado de su ex mujer y dispuesto a hacer lo imposible por recuperarla.

No me extrañaría que durante los próximos capítulos, la ex-mujer Kelly Goodweather (interpretada por Natalie Brown) tuviese un papel mucho más relevante de lo que ha sido en este capítulo, pues no se despega del ordenador para informarse de toda la información relacionada con lo ocurrido en el avión. El personaje que menos me ha gustado es Matt Sayles (Drew Nelson) la nueva pareja de Kelly, pues me ha parecido un personaje muy estereotipado. El típico “nuevo novio” que hace lo imposible para que su novia pierda toda relación con su ex.

Hay un elemento muy extraño, que está en la habitación oculta, aunque más bien puede considerarse un piso oculto de Setrakian. En el que parece conservar, lo que yo creo el corazón del vampiro con los gusanos responsables de la infestación de las personas. Aunque resulta extraño que los siga alimentando. Ahora, toca esperar a los próximos episodios para desvelar de qué se trata. En cuanto a este personaje, me ha encantado el bastón-espada que conserva. La empuñadura de plata que parece ser una cabeza de lobo. Y es evidente que a Jim Kent (Sean Astin) le entra muchísima curiosidad al ver la empuñadura, pues no duda en cogerlo y sin dudarlo un momento, consigue averiguar que se trata de una espada.

the-strain-david-bradley
¡Ojo! Como comento arriba, al final del capítulo hay varios minutos extra con una narración y una sorpresita final, que podría significar un cambio en todos los acontecimientos que se sucedan a partir de ahora.

Como punto negativo, decir que ha tenido algunos cortes que parecían ser el final del capítulo, pero el ser tan forzados ha conseguido que diera la sensación de capítulo inacabado, dejando con muchísima confusión, como si faltase una última frase.

Ahora sólo nos queda esperar al próximo martes para saber qué ocurre con la plaga. ¡Recuerda, cada martes a las 22:30 en Cuatro! ¿Conseguirán encontrar la caja antes de que atraviese el puente? ¿Escucharán lo que Setrakian tenga que decir?